19 junio 2015

Campo de golf de Layos.


El recorrido se encuentra en la provincia de Toledo y antes de llegar con el coche,  se pasa por las faldas de la ciudad y la mirada se recrea en el skyline de una de las ciudades más bellas de nuestra geografía.

En el propio municipio de Layos, nada más de pasar el albergue (sede de campamentos juveniles) se accede al club. Me sorprendió la amplia cancha de prácticas para numerosos puestos, vacía un lunes por la mañana. Dispone de una terraza agradable para reponer fuerzas entrenando.



La casa club amplia con bastante servicio de bugies, tienda y un gran restaurante que se come estupendamente, simplemente con el menú del día (por cierto, ¡Qué buena estaba la carne de caza a la plancha!).

El recorrido desde rojas es corto y asequible. Prueba de ello es que juegas con menos hándicap del real. Sin embargo, la velocidad de los greens, debido a su esmero cuidado, corresponde a un nivel de competición de profesionales.

Bien señalizado y cómodo para seguir desde un hoyo a otro. Antes de acudir la primera vez, examiné el recorrido y me llamó la atención el hoyo 15 con el green en isla. Tengo que decir que me decepcionó un poco, al no estar despejado por la crecida de juncos, evitando el temor al agua frontal (foto de portada).

Me ha gustado el hoyo 11 (par 3) con una entrada muy estrecha y a pesar de estar acostumbrada a jugar pitch&putt, me parece difícil.

Los bunkers entran en juego en el hoyo 6 con un cinturón de arena pegado al green, dejando una entrada libre por el lado izquierdo,  El bunker del hoyo 9 te obligan a pegar preciso si quieres atacar la bandera de segundo tiro.

En general, diría que es un campo que las que no tenemos mucha pegada y vamos rectas, nos favorece, eso si, antes de ir, entrenar los putt en greens rápidos.


Se pronosticaba mal tiempo con tormentas para la jornada y es cierto que tuvimos mucha suerte, únicamente suspendimos el juego durante unos minutos al escuchar el temible sonido de un par de truenos. Pudimos disfrutar de un día claro y espectacular, con gran colorido tanto en la tierra como por la cambiante belleza de las nubes en el cielo.


Hacer deporte, descubrir otros campos, reírse con amigas, degustar gastronomía de la zona, ... mil razones para salir. De ahí,  que ya hayamos preparado el siguiente...

No hay comentarios :

Publicar un comentario